Emelina Dominguez riega su campo de brócoli. Autor: Gilvan Barreto/Oxfam
Debe haber grandes cambios políticos, económicos y sociales para sacar el agro de esta situación de conflicto.

Los conflictos por la tierra continúan poniendo en riesgo a los agricultores y agricultoras en Honduras

Honduras es tierra de pequeños y pequeñas agricultoras. El 76% de la producción de granos básicos para el consumo del país se cultivan en tierras de menos de 5 manzanas, produciendo un 40% más que la mediana y grande empresa agropecuaria. Además es la rama de actividad que más aporta a la generación de empleos en el país, con una progresiva participación de la mujer.

En las pasadas dos décadas, Honduras ha vivido una problemática sobre la concentración de la tierra en pocas manos, lo cuál es producto de la política de Estado que a inicios de la década de los noventa aprobó la Ley de Modernización Agrícola que convirtió la tierra en una mercancía que se podía comprar y vender. Las cooperativas campesinas ante el abandono estatal de ese momento se vieron obligados a vender sus propiedades y estas quedaron en manos de unos pocos terratenientes que se convirtieron en grandes agro exportadores. En los últimos años ante la indiferencia del Estado por la situación del sector campesino estos se han visto en la necesidad de realizar acciones de recuperación de predios que históricamente fueron suyos. La región en la que ahora hay conflicto fue una zona beneficiada por la reforma agraria, cuyas tierras pasaron a manos de terratenientes.

En el transcurso del 2010, más de diez miembros del Movimiento Unificado Campesino del Aguán (MUCA) han sido asesinados y a menudo son objeto de represión y amenazas de muerte por parte de los grupos de poder que tienen en posesión las tierras de la zona. En la última semana cuatro personas miembros del MUCA han perdido la vida de forma violenta y no aclarada todavía por las autoridades.

Manifestación

Acto de calle de la campaña "Vamos al Grano" donde se exige mayor implicación política ante los problemas del sector agrario. Autor: Oxfam

Actualmente el agro hondureño está sufriendo por conflictos de este tipo que denotan la falta de políticas públicas equitativas, de una reforma social y técnica que potencie capacidades y mejore la calidad de vida y productiva de la población rural. Los gobiernos no han contemplado entre sus prioridades el impulso de reformas políticas a fondo, de buscar la seguridad alimentaria con justicia económica, que se reconozca el papel fundamental de la economía rural y potenciar cambios en las políticas públicas a favor de los pequeños y pequeñas agricultoras.

Ante esta realidad y con el objetivo de promover un agro hondureño más justo y equitativo, Oxam ha apoyado la creación de una plataforma agraria conformada por 32 organizaciones vinculadas a las actividades agropecuarias en el marco de la campaña regional por la agricultura "Vamos al Grano" y la alianza por la Soberanía Alimentaria y la reforma Agraria - SARA.

Dentro de la campaña "Vamos al Grano" uno de los objetivos primordiales es unificar esfuerzos para presentar ante el Congreso Nacional la Propuesta de Ley de Transformación Agraria Integral y Transformación de la Propiedad de los Recursos Naturales y el Manejo del Ambiente.

Esta propuesta está orientada a modificar el marco legal, tomar en cuenta el nuevo contexto de país y establecer entre sus postulados un enfoque de género y equidad, además de promover la justicia en el campo, lo que necesariamente implica cambios políticos, económicos y sociales para sacar el agro del presente rezago y precarias situaciones de conflicto que tanto afecta la vida de miles de hondureños y hondureñas, y que finalmente dignifique su vida y cree las condiciones para convertirlos en entes productivos que aporten significativamente al desarrollo de la nación.

Más información

Campaña "Vamos al grano"

Nota de prensa: Oxfam relanza la campaña "Vamos al grano" en Honduras