Distribución de alimentos en el campamento de desplazados en Jalozai, Pakistán - Fotos

La reciente llegada de 63.000 familias en la provincia de Khyber Pakhtunkhwa, Pakistán, que eleva a medio millón el número total de desplazados en la región, plantea serias preocupaciones por parte de las organizaciones no gubernamentales nacionales e internacionales.

Hacemos un llamamiento al gobierno paquistaní y a los donantes para que presten su apoyo financiero y se aseguren que las necesidades urgentes de las personas desplazadas se cumplan.

También tratamos de dar a conocer las terribles condiciones en las que vive la población desplazada: tienen gran escasez de comida y agua, acceso muy limitado a servicios de higiene y con nulas posibilidades de ganarse la vida o generar ningún tipo de ingreso.

La situación de las familias de acogida de los desplazados internos es también preocupante; sus recursos son cada vez menores y también necesitan ayuda.

Desde enero de 2012, las operaciones de seguridad lanzadas contra los grupos armados no estatales en la zona de Khyber Agency (una de las subdivisiones administrativas de las áreas tribales de Pakistán) han dado lugar a desplazamientos masivos de población.

El campamento de Jalozai, donde fueron tomadas estas fotos, se encuentra en el distrito de Nowshera, a 25 kilómetros de Peshawar, la capital de la provincia de Khyber Pakhtunkhwa. Este campamento se estableció en el comienzo del conflicto en Afganistán y dió acogida en primer lugar a los refugiados afganos. Se extiende sobre una vasta llanura rodeada de montañas.

Fotografías: Tariq Malik/Oxfam

Más información

El trabajo de Oxfam en Paquistán

El trabajo de Oxfam en materia de Paz y Seguridad

Permalink: http://oxf.am/JJw