Zanat saca agua potable en un punto de distribución. Crédito: Jane Beesley/Oxfam
"Podrían pasar seis meses antes de que podamos volver a nuestra casa, ya que continúa inundada"

Inundaciones en Pakistán: La vida en un campo de refugiados en Dadu

Oxfam y sus socios locales SAFWCO (Organización para la coordinación de trabajadores forestales y agricultores de Sind) están proporcionando agua, servicios sanitarios y de promoción de la higiene en varios campos dentro del distrito de Dadu, gracias al apoyo de UNICEF. Zarina y Janat son dos de los habitantes de este lugar que antaño era un aparcamiento de autobuses.

La historia de Zarina

Antes de las inundaciones, Zarina y su familia vivían de la agricultura, pero cuando aquéllas azotaron la región, lo destrozaron todo. Su familia, junto con muchas otras, se vio forzada a vivir en refugios improvisados e incluso en plena calle. “Somos doce en mi familia. Tengo seis hijas y cuatro hijos – dos de mis hijos están casados.”

Zarina and Janat are living in a camp where buses used to park.

Zarina y Janat viven en un campo que solía ser un aparcamiento de buses. Foto: Jane Beesley/Oxfam.

Mientras que algunas familias ya se han ido y otras planean hacerlo pronto, Zarina explica que aún podría pasar un buen tiempo antes de que ella y su familia puedan volver a su hogar. “Podrían pasar seis meses antes de que podamos volver a nuestra casa, ya que continúa inundada. Lo último que sabemos de la zona es de hace solo unos días: había más de dos metros de agua y la única forma de llegar era en barco. La tierra está anegada, por lo que va a tardar bastante en secarse.” Y con la llegada del invierno, el proceso de secado será aún más largo.

A cargo de las letrinas

A pesar de que la vida en el campo de refugiados es dura y las condiciones son difíciles, Zarina se está encargando de las letrinas que tanto ella como sus vecinos usan: “Seis familias usan estas letrinas.” Son básicas, pero están limpias. Cuando se le pregunta cómo pueden estar tan limpias con tanta gente usándolas, ella responde: “Si alguien llega y las usa, yo voy luego y compruebo si están limpias o no. Si no lo están, no los dejo marcharse hasta que las limpien. Yo no puedo usar una letrina si no está limpia.” Y continúa diciendo, “No tenemos algo así en casa… esta es la primera vez que las podemos utilizar. Están muy bien. Me gustan porque nos dan privacidad y me gustaría tener una cuando volvamos a casa.”

Cuando se da cuenta de que el depósito del lavabo se está quedando sin agua, Zarina lo rellena, añadiendo mientras lo hace: “Por lo general es mi hijo el que se encarga de que haya agua pero hoy no está, así que me toca hacerlo a mí.” Y cuando se le pregunta dónde está el jabón, ella comenta: “Normalmente traemos el jabón con nosotros, porque si lo dejásemos aquí, alguien se lo llevaría.”

La historia de Janat

Janat holding a water cooler

Janat con un recipiente de agua. Foto: Jane Beesley/Oxfam.

En una tienda no muy lejos de Zarina está Janat. “Somos trece en mi familia. Tenemos once hijos e hijas, dos niños y nueve niñas”. Como Zarina, vivían de la agricultura antes de las inundaciones, pero ahora “No nos queda nada y no tenemos recursos en nuestro hogar. No sé qué vamos a hacer cuando volvamos”. Llevamos aquí dos meses y medio, pero tenemos la esperanza de volver a casa en 10 días tras la festividad del Eid. Ya no tenemos casa en la aldea… se la llevó el agua… así que necesitamos algún tipo de refugio, ya que el invierno está al llegar.”

Con muy pocas pertenencias, Janat explica que, cuando se tiene tan poco, el kit de higiene resulta muy útil: “Había un cubo, un dispensador de agua, detergente para la ropa, utensilios y jabón para el cuerpo, toallas, compresas sanitarias. Este kit nos ha hecho la vida más fácil. Antes no teníamos dónde almacenar agua y por eso el dispensador es muy útil... pero todas las cosas son muy importantes para nosotros, ya que no las teníamos ni teníamos dinero para comprarlas.’

El trabajo de Oxfam en Dadu

La campaña de Oxfam para la promoción de agua, servicios sanitarios e higiénicos en Dadu ha sido patrocinada por UNICEF.

Hasta la fecha, Oxfam, junto con su socio SAFWCO, ha:

  • Construido 76 letrinas de emergencia
  • Distribuido 7.000 kits de higiene
  • Ofrecido sesiones que fomenten la higiene que han alcanzado a 26.000 personas,
  • Ha proporcionado agua potable a más de 39.000 personas gracias a tanques y bombas de agua.

Más información

Galería de imágenes: Preparing winter kits for flood survivors

La  respuesta de Oxfam ante las inundaciones en Pakistán

Permalink: http://oxf.am/ZpZ