Al Límite

Resumen del estudio: La vida en una época de volatilidad de los precios de los alimentos. Resultados del primer año

El alza de los precios de los alimentos ya no es una sorpresa, pero sus rápidas fluctuaciones y los efectos acumulativos de cinco años de incrementos siguen presionando a las personas con bajos ingresos: las personas tienen que trabajar más duro y más tiempo, pero los salarios no siguen el ritmo de la inflación, de manera que se van adaptando donde y como pueden.

Los resultados del primer año de un estudio a cuatro años sobre la forma en que la volatilidad de los precios de los alimentos afecta la vida diaria de las personas, descritos en Al límite, revelan importantes cambios en el bienestar y el desarrollo de las personas en aspectos desatendidos por las políticas -el trabajo de cuidados en el hogar y las redes informales de protección social-.

Este informe ofrece razones para prepararse para una próxima subida repentina de los precios de los alimentos, así como recomendaciones sobre la mejor manera de hacerlo:

  • Ampliar la asistencia social para los más vulnerables; 
  • Estar preparados con medidas puntuales para hacer frente a subidas repentinas; 
  • Hacer el seguimiento de los impactos reales en las vidas y el bienestar de las personas; 
  • Reconsiderar la política de protección social para incorporar ampliamente el cuidado y la asistencia social informal
  • Permitir que las personas participen en la toma de decisiones políticas para abordar la volatilidad de los precios de los alimentos