El número de desastres relacionados con el clima se ha multiplicado por cuatro en los últimos veinte años

“Este año hemos sido testigos de inundaciones en el sur de Asia, a lo ancho de África y en México que han afectado a más de 250 millones de personas.”
Jeremy Hobbs
Director ejecutivo de Oxfam Internacional
Publicado : 22 Noviembre 2007

El número de desastres relacionados con el clima se ha multiplicado por cuatro en las últimas dos décadas, pasando de una media de 120 catástrofes anuales a principio de los años 80 a unos 500 en la actualidad, según un nuevo informe publicado hoy por Oxfam Internacional .

 
El incremento de estos fenómenos climáticos extremos está en la línea de los modelos de clima desarrollados por la comunidad científica internacional. El número de personas afectadas por todo tipo de desastres ha aumentado de una media de 174 millones al año entre 1985 y 1994 a 254 millones de personas cada año entre 1995 y 2004. Sólo las inundaciones que han afectado a Asia este año han afectado a 248 millones de personas.

Las inundaciones se han multiplicado por seis desde 1980. Su número y el de tormentas tropicales, ciclones y huracanes ha subido de 60 en 1980 a 240 en el último año. Mientas tanto, el número de fenómenos geotermales como terremotos y erupciones volcánicas ha permanecido relativamente estable.

“En este año hemos sido testigos de inundaciones en el sur de Asia, a lo ancho de África y en México que han afectado a más de 250 millones de personas. Y éste no es un año raro, sino que sigue una pauta de fenómenos climáticos más frecuentes, erráticos, impredecibles y extremos”, explica el director ejecutivo de Oxfam Internacional, Jeremy Hobbs. “Es necesario pasar a la acción para prepararnos para más desastres o, de lo contrario, la capacidad de ayuda humanitaria se verá superada y los avances recientes en desarrollo humano se revertirán”.

Aunque crisis enormes como las hambrunas africanas de principios de los años 80, el ciclón de Bangladesh de 1991 y el tsunami asiático causan enormes pérdidas de vidas, la tendencia novedosa y preocupante es el aumento de pequeños y medianos desastres. El balance de muertos en ellos ha subido de una media de 6.000 personas en 1980 a 14.000 en 2005.

Una catástrofe breve tras otra, incluso si son relativamente pequeñas, puede colocar a las comunidades y las personas pobres en una espiral hacia abajo de la que es difícil recuperarse. Para empeorar las cosas, los países ricos tienen a priorizar el gasto en ayuda humanitaria hacia las emergencias de mayor perfil, y hacia los países que se perciben en línea con sus prioridades de política exterior.

Algunos países son especialmente proclives a los desastres relacionados con el clima. En agosto de 2007, las provincias centrales de Vietnam fueron azotadas por el tifón Pabuk que causó inundaciones en amplias zonas, y en octubre la misma área se vio afectada por corrimientos de tierras y más inundaciones causadas por otro tifón.

También Vietnam será probablemente el país más afectado de todos por la subida del nivel del mar, según las investigaciones del Banco Mundial. Al mismo tiempo, las sequías están siendo cada vez más habituales. Nuevos estudios de Oxfam Internacional en la provincia de Ninh Thuan muestran cómo, durante las sequías, las mujeres sufren más porque tienen que caminar largas distancias bajo temperaturas extremas para conseguir agua.

El informe explica que para las personas pobres que dependen de la tierra incluso un pequeño cambio en las condiciones climáticas puede tener un impacto a largo plazo sobre sus medios de vida. Una mujer agricultora de Tayikistán, contaba a Oxfam: “Las langostas atacaron nuestros campos y destruyeron toda nuestra cosecha. He notado que cuando la temperatura sube por encima de los 34 grados, cuando hace mucho más calor de lo normal, hay más riesgo de que lleguen las langostas”.

Para hacer frente a los síntomas de desastres relacionados con el clima, Oxfam Internacional pide a los gobiernos de los países ricos y a NNUU que su ayuda humanitaria sea más rápida, más justa y más flexible, y que se mejoren los mecanismos de preparación para desastres y reducción de riesgos.

Oxfam Internacional considera que debe abordarse el aumento en las emisiones de gases de efecto invernadero que está causando el cambio climático que desencadena el incremento en los desastres relacionados con el clima.

Oxfam pide a los gobiernos que se reunirán el mes próximo en Bali en la Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático que acuerden un mandato para negociar un acuerdo global que proporcione asistencia a los países en desarrollo para hacer frente al impacto del cambio climático, y para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. Los países ricos tienen que adoptar medidas antes y más rápido dado que son los mayores responsables del cambio climático.

 

Lee el informe. Alarma Climática: Aumentan los desastres debidos al cambio climático

 

 

Contactar

Carmen Rodríguez, tel. +34 91 204 67 20 / +34 615 359 401
crodriguez@intermonoxfam.org