La ayuda de los países ricos cae por segundo año consecutivo

“La ayuda al desarrollo representa una décima parte del gasto militar mundial.”
Max Lawson
Oxfam Policy Advisor
Publicado : 3 de abril 2008

La ayuda oficial al desarrollo (AOD) de los países de la OCDE cayó de manera significativa en 2007 y por segundo año consecutivo, a pesar de la promesas para incrementarla hechas en la cumbre del G8 en 2005. En su conjunto, los países donantes redujeron su ayuda en un 8,4% con respecto al año anterior.

El Comité de Ayuda al Desarrollo (CAD) de la OCDE fue el encargado de dar a conocer los nuevos datos de ayuda al desarrollo en Japón, donde se celebrará en el mes de julio la Cumbre del G8.

“Las cifras no mienten. Demuestran una clara falta de liderazgo a la hora de ofrecer el apoyo económico tan necesario para los países pobres. El no cumplimiento de las promesas de ayuda al desarrollo implica que cientos de niños no tienen acceso a la escuela, y que tanto niños como madres tienen firmada su sentencia de muerte", dijo Max Lawson, Oxfam Policy Advisor.

“Los líderes de los países ricos como Francia e Italia deben justificar por qué están volviendo la espalda a los más pobres. Es decepcionante comprobar que Francia, que tomará la presidencia de la Unión Europea en junio, se encuentra entre los peor parados de la lista. El Presidente Sarkozy, así como otros líderes mundiales, tienen que anunciar sin mayor dilación un aumento inmediato de la ayuda al desarrollo si quieren salvar su frágil credibilidad ante la opinión pública”.

En una tendencia completamente inversa, España, con un incremento histórico del 33.8% con respecto a 2006, es el país que más crece y se coloca en el séptimo puesto por volumen de ayuda (5.744 millones de dólares) y en el noveno en lo que se refiere al esfuerzo con respecto a su Producto Nacional Bruto (PNB), alcanzando el 0.41%. España se queda así a tan sólo una centésima de su objetivo de alcanzar el 0.42 del PNB en 2007.

Los países ricos prometieron aumentar la ayuda anual al desarrollo en 50.000 millones de dólares americanos para el 2010. Asimismo, tenían el compromiso de mejorar de manera significativa el modo en que ésta se materializa, es decir, aportando recursos genuinos para la lucha contra la pobreza. Sin embargo, su esfuerzo por cumplir con su palabra ha sido más bien escaso.

Oxfam calcula que, dada la tendencia actual, los países ricos se quedarán a 30.000 millones, lejos cumplir su objetivo total de 50.000 millones, cantidad con la que se podrían salvar cinco millones de vidas. Sin esta ayuda de vital importancia, será imposible cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio para el año 2015, entre los que se encuentran reducir la tasa de mortalidad de madres y niños y conseguir que todo niño pueda ir a la escuela.

“La ayuda al desarrollo representa una décima parte del gasto militar mundial. No hay excusa posible para no cumplir estos compromisos”, afirmó Lawson.

Oxfam sabe, por su experiencia, que proporcionar ayuda de calidad a largo plazo marca la diferencia. El Fondo Mundial para la Lucha contra el VIH/SIDA, la tuberculosis y la malaria ha concedido 8.600 millones de dólares americanos en subvenciones a 136 países. Además, éste ha facilitado el acceso al tratamiento contra el VIH/SIDA a 1,1 millones de personas y ha distribuido 30 millones de mosquiteros para la protección contra mosquitos que transmiten la malaria, lo que podría salvar la vida de 200.000 niños.

Los gobiernos de los países pobres de todo el mundo han evolucionado significativamente gracias a la inversión en educación, sanidad y otras acciones de lucha contra la pobreza. Este logro es el que hace todavía más inaceptable que no se cumpla el aumento de aportación de ayuda al desarrollo prometido.

En 1970, los países ricos prometieron ofrecer el 0,7% de su renta en concepto de ayuda al desarrollo. Tan sólo Dinamarca, los Países Bajos, Luxemburgo, Suecia y Noruega han cumplido su palabra.

Contactar

Para más información, por favor contacten con:
Louis Belanger, Oficial de medios de Oxfam Internacional
tel: +1 202 496 1173; mob: +1 202 321 2967
louis.belanger@oxfaminternational.org
Marisa Kohan +34 91 204 67 44/20 ó +34 699 984 800 mkohan@intermonoxfam.org