Financiación del clima tras Copenhague

Las preguntas de los 100.000 millones de dólares

Publicado : 26 de mayo 2010

El cambio climático es la principal amenaza para el desarrollo y hace que la lucha contra la pobreza sea cada vez más difícil y más cara. Se necesita urgentemente financiación para ayudar a las comunidades más vulnerabes a adaptarse ante un clima cambiante.

El Banco Mundial estimó el año pasado que el coste de la adaptación en los países pobres ascendería a entre 75.000 y 100.000 millones de dólares anuales si el calentamiento global se mantenía en 20ºC. Los compromisos no vinculantes ofrecidos por los países ricos a raíz de Copenhague para recortar sus emisiones dejarían al mundo abocado a un calentamiento catastrófico de 4ºC.

En Copenhague se consiguieron algunos avances, aunque limitados, en temas de financiación. El Acuerdo de Copenhague proponía la creación de un “Fondo Verde de Copenhague para el Clima” e incluía el escueto compromiso de los países ricos de “movilizar” 100.000 millones de dólares anuales para el año 2020.

Recomendaciones clave

Los gobiernos de todo el mundo tienen la oportunidad de pasar de la imprecisión a la acción si en 2010 consiguen llegar a un acuerdo con respecto a:

  • un Fondo Verde de la ONU transparente, accesible y directo; y
  • poner en marcha una serie de fuentes de financiación para el año 2013, por valor mínimo de 100.000 millones de dólares anuales, que permitan a las personas pobres hacer frente al cambio climático.

El Secretario General de la ONU ha creado un Grupo Asesor de Alto Nivel sobre Financiación del Clima que deberá formular recomendaciones antes de la reunión de México sobre cómo recaudar los fondos necesarios. En esta nota informativa, Oxfam plantea las cuestiones clave que el Grupo Asesor deberá abordar si se ha de garantizar que se identifiquen fuentes suficientes y sostenibles de financiación.