La falta de fondos y demoras logísticas dejan hambrientos a cientos de miles en África Occidental

“Con aún dos largos meses antes de la cosecha, esta crisis exige una respuesta internacional más generosa y expedita.”
Etienne du Vachat
Encargado de la respuesta humanitaria de Oxfam en Níger
Publicado : 11 Agosto 2010

Millones de personas hambrientas en el Sahel podrían no recibir ayuda mientras se agrava la crisis alimentaria

La falta de fondos y las demoras en el envío de alimentos amenazan las vidas de cientos de miles de personas en la franja del Sahel, en África Occidental, advierte la Organización No Gubernamental (ONG) internacional Oxfam.

La organización internacional de ayuda ha declarado que no hay excusa para la falta de financiamiento adecuado y las demoras, ya que durante meses se había advertido a la comunidad internacional de la magnitud de la crisis que se venía gestando.

Más de 10 millones de personas en toda la región sufren las consecuencias de la crisis alimentaria desde marzo, tras la sequía y las inconstantes lluvias del año pasado, que dieron lugar a pobres cosechas y escasez de agua.

De acuerdo con Etienne du Vachat, a cargo de la respuesta humanitaria de Oxfam en Níger, "nos encontramos ahora en el punto más crítico de la emergencia, y las próximas semanas serán decisivas para cientos de miles de personas". "Con aún dos largos meses antes de la cosecha, esta crisis exige una respuesta internacional más generosa y expedita", ha agregado du Vachat.

Oxfam ha indicado que la ayuda disponible en la actualidad es claramente insuficiente e inapropiada para satisfacer las necesidades a gran escala. Hasta finales de julio de 2010, apenas se había recibido una tercera parte de los recursos necesarios para salvar vidas.

"Los recientes anuncios de los donantes clave son bien recibidos y necesarios, pero tienen que venir acompañados de hechos", ha declarado Kirsty Hughes, Coordinadora de incidencia política de Oxfam, al regresar de la zona.

"Resulta sobrecogedor ver que la ayuda sea tan lenta a pesar de que las agencias han venido advirtiendo desde noviembre sobre la gravedad de esta situación", ha concluido Hughes.

En Níger, el Programa Mundial de Alimentos ha anunciado recientemente (el 20 de julio) que aumentará el ritmo de sus operaciones para proporcionar alimentos a 7,9 millones de personas este año. Pero la falta de fondos y envíos, así como otros problemas logísticos, indican que es probable que no se logre tan ambiciosa meta, lo que podría dejar a muchos sin ayuda. Tomando en cuenta las inundaciones que provocará la estación de lluvias, y el modo en que éstas afectan la distribución de ayuda, las agencias internacionales y los donantes deben redoblar con urgencia los esfuerzos de ayuda antes de que sea demasiado tarde, advierte Oxfam.

En Chad, una de las prioridades olvidadas en la emergencia del Sahel, dos millones de personas corren peligro de quedar hambrientas en lugares donde ya hay infinidad de niños desnutridos.

En Malí, Oxfam ha informado que la población no recibe la ayuda necesaria para enfrentar una situación en franco deterioro en la parte norte del país.

La organización internacional ha sugerido que, en esta última fase y en cuanto sea posible, se implementen programas de entrega de dinero efectivo y vales como alternativas rápidas, baratas y eficaces a la entrega de alimentos. Oxfam ha indicado que solo una fracción de las comunidades afectadas recibe en la actualidad dinero efectivo, y que debe aumentar cuanto antes el número de comunidades que lo reciben.

Más información

El blog de Kirsty Hughes, coordinadora de incidencia política de Oxfam: Níger: la crisis alimentaria del Sahel vista de cerca, 1ª parte y 2ª parte

Crisis alimentaria en el Sahel – Haz un donativo ahora

Crisis alimentaria en el Sahel

Contactar

  • Charles Bambara, +221 77 639 4178
  • Jane Barrett, +31 6 13933517