Crisis en Pakistán: la falta de financiación amenaza la asistencia que podría salvar las vidas de 1,3 millones de personas

Casi un año después de que 3 millones de personas se vieran desplazadas por las operaciones militares en el noroeste de Pakistán, la crisis está lejos de acabar.


Más de 1,3 millones de personas están desplazadas y dependen de la asistencia humanitaria para sobrevivir. Aún así, la respuesta a la emergencia está agonizando, según el grupo de las principales agencias humanitarias que trabajan en el país.

Las menguantes contribuciones de la comunidad internacional, que hasta la fecha sólo han comprometido menos de un tercio de los fondos necesarios para la primera mitad de 2010, obligan ahora a las organizaciones humanitarias a cancelar programas con capacidad para salvar vidas en el valle de Swat de Pakistán y las áreas aledañas, así como en las áreas tribales bajo la administración federal. Para los beneficiarios de estos programas, esto significa menos acceso a servicios básicos como agua, servicios sanitarios y de salud, según el Foro Humanitario de Pakistán (PHF, por sus siglas en inglés).

“La crisis está lejos de acabar, y cientos de miles de personas necesitan ayuda desesperadamente”, clama Caitlin Brady, presidenta del PHF y directora operativa de país del Comité Internacional de Rescate (IRC, por sus siglas en inglés). “Ya son muchas las personas que carecen de la ayuda que necesitan, y ahora nos enfrentamos a más cancelaciones de programas por falta de dinero”.

Algunos de los desplazados no han podido regresar a sus hogares desde que el pasado abril se iniciaran las operaciones militares contra grupos armados opositores. Otros se han visto desplazados por operaciones más recientes, como las ofensivas militares en las áreas tribales bajo administración federal, que han obligado a más de 200 mil personas a huir de sus hogares.

10 familias en una misma casa


La situación humanitaria en los distritos como Hangu, Kohat, Dera Ismail Khan y Tank, así como en el valle de Peshawar, se está volviendo cada vez más insostenible. Cerca de un 90% de esos desplazados viven de alquiler o en casa de amigos o parientes. Muchas casas están compartidas por hasta 10 familias, con mal acceso al agua, servicios sanitarios y de salud. Los otros se quedan en campamentos que suelen estar atestados y cuentan con servicios de salud y sanitarios de baja calidad.

Hajra, de 25 años, escapó de la violencia en su aldea de Bajaur, cerca de la frontera con Afganistán. Huyó a pie, sin nada más que lo que llevaba puesto, y llegó al campamento del valle de Peshawar. Pero cuando llegó con sus dos hijas tuvo problemas para tener acceso a la asistencia, ya que tuvo dificultades para registrarse. Actualmente depende de parientes lejanos que comparten con ella lo poco que tienen.

“No tengo una tienda de campaña para mi familia. Nos quedamos con unos parientes lejanos. Mis hijas no están bien y no tenemos un hospital cerca. No tenemos tiendas de campaña, ni sábanas, ni harina ni aceite. No tenemos nada. Al dejar la aldea nos fuimos sin nada. Aquí no nos han dado ninguna ayuda. Estamos desamparadas, viviendo en las tiendas de otras personas.

Poca contribución para 1.3 millones de personas


A principios de este año, la ONU, el gobierno de Pakistán y las ONG hicieron un llamamiento para recaudar 537 millones de dólares para satisfacer las necesidades de 1,3 millones de desplazados y asistir a dos millones de retornados a reconstruir sus hogares. Hasta la fecha, los donantes sólo han aportado 170 millones. De ellos, la mayoría la aportó Estados Unidos, con 100 millones de dólares, mientras que los demás han aportado unos 60 millones entre todos.

La falta de financiación significa que las agencias humanitarias que trabajan en Pakistán se ven obligadas a tomar decisiones muy duras. Los programas amenazados son, entre otros:

  • Un proyecto de salud y nutrición para desplazados internos y familias de acogida en DI Khan, implementado por Merlin. El proyecto presta atención sanitaria a más de un millón de personas, pero está prevista su cancelación para finales de mayo.
     
  • Un proyecto de higiene y servicios sanitarios de emergencia (construcción de letrinas en hogares y distribución de paquetes de higiene), para 4000 desplazados de Kohat. Oxfam está implementando el proyecto a través de sus propios fondos de emergencia, pero muy probablemente tendrá que cancelarlo a mediados de mayo.
     
  • Un programa de apoyo a medios de vida implementado por Save the Children en Swat y Bunir, que asiste a más de 24 mil familias retornadas para que vuelvan a ganarse el pan por su cuenta.

Notas a los editores

  1. Descargar el informe (en inglés): Crisis Far from Over: Millions Still in Need of Assistance as Funds Dry Up

  2. El Fondo Central de Respuesta a Emergencias de la ONU ha aportado 10 millones de dólares. Otros donantes han respondido con 60 millones de dólares entre todos ellos: Reino Unido aportó 18 millones (un 44% menos con respecto a su compromiso del año pasado), Japón unos 19 millones (un 34% menos), la Oficina Humanitaria de la Comisión Europea unos 11,5 millones (un 83% menos), Canadá unos 6,4 millones (un 77% menos), Alemania 2 millones (92% menos) y Finlandia 1,8 millones de dólares. Francia, Suiza y Luxemburgo se han comprometido a aportar entre 700 mil y 1 millón cada una. Otros donantes que hicieron aportaciones significativas el año pasado (Emiratos Árabes, Noruega, Australia, España e Italia) todavía no se han comprometido a nada con respecto a Pakistán en 2010.
     
  3. Material audiovisual para televisión grabado en Jalozai, Bunir y Swat (entre el 8 y el 12 de abril). Las grabaciones incluyen entrevistas a los desplazados y a la presidenta del Foro Humanitario de Pakistán, Caitlin Brady, directora operativa de país del Comité Internacional de Rescate. Los vídeos están disponibles en https://drop.io/pakistanupdates (contraseña ‘pakistanupdates’) o póngase en contacto por email con el PHF en la dirección phf.policy@gmail.com
    Entre los miembros del Foro Humanitario de Pakistán están: ACTED (Agencia para la cooperación técnica y el desarrollo); Acción Contra el Hambre (ACF) de Pakistán; Ayuda en Acción Pakistán; American Refugee Committee; Catholic Relief Services; Care International; CESVI Pakistán; Church World Service Pakistán/Afganistán; Concern Worldwide; Cordaid Pakistán; Emergency Resource Centre; Focus Humanitarian Assistance Pakistán; Handicap International; HAP International; Helping Hand for Relief And Development; International Catholic Migration Commission; The International Rescue Committee; International Relief and Development; Islamic Relief; Medical Emergency Relief International (Merlin); Malteser International; Medicins du Monde Pakistán; Mercy Corps; MSF Holanda; Muslim Hands International; Oxfam Novib; Oxfam RU; Plan Pakistán; Qatar Charity; Relief International; COSUDE Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación; Save the Children; Shelter for Life; Tearfund; Trocaire; World Vision Pakistán.

Contacto para medios