Haití: 520.000 personas siguen sin hogar dos años después del terremoto debido a la lenta reconstrucción

En un informe publicado hoy, la agencia internacional Oxfam señala que, dos años después del terremoto, unas 520.000 personas continúan sin hogar debido a la lenta reconstrucción del país. La organización ha instado al Gobierno haitiano a que, junto con los países que han comprometido fondos, acelere la recuperación.

El informe “Haití: El lento camino hacia la reconstrucción. Dos años después del terremoto” hace un llamamiento al Gobierno de Haití para que lleve a cabo un plan integral de desarrollo y realoje al más de medio millón de personas sin hogar que todavía vive bajo lonas o en tiendas de campaña. Oxfam también insta a los donantes a que cumplan con la ayuda comprometida y a la comunidad internacional a que contribuya a fortalecer la capacidad del Gobierno haitiano con el fin de coordinar eficazmente este proceso.

Si bien los primeros trabajos de emergencia llevados a cabo gracias a la generosa ayuda contribuyeron a salvar muchas vidas y a proporcionar servicios básicos a más de un millón de personas, aún queda mucho por hacer para asegurar que los haitianos y haitianas puedan cubrir a largo plazo sus necesidades de vivienda, empleo y servicios básicos como educación, agua y saneamiento.

“Con un nuevo Gobierno y miles de millones de dólares en ayuda, los haitianos y haitianas aún se preguntan por qué no se han hecho más progresos en la reconstrucción del país”, dice Cecilia Millán, directora de Oxfam en Haití. “El segundo aniversario del devastador terremoto debe ser una llamada a la acción. A pesar de la aparente lentitud de la reconstrucción, esta es una gran oportunidad para que la élite política y económica del país haga frente a la pobreza crónica y a la desigualdad que ha asolado al país durante décadas. Haití debe ir hacia delante y no hacia atrás”.

Hay cierto progreso, pero queda mucho por hacer

Durante estos 24 meses se han realizado avances positivos hacia la reconstrucción. Se han retirado más de cinco millones de metros cúbicos de escombros, aproximadamente la mitad de los producidos por el terremoto. La velocidad a la cual se han retirado los escombros es significativamente más rápida que en otras emergencias humanitarias mucho menos complejas que la vivida en la zona urbana de Puerto Príncipe. Más de 430 kilómetros de carreteras han sido construidos o rehabilitados, proporcionando una infraestructura vital para la recuperación económica.

Sin embargo, siguen existiendo grandes problemas. Más de medio millón de personas sigue viviendo bajo lonas o en tiendas de campaña y la mayoría de la población sigue sin agua corriente, sin saneamiento o acceso a la sanidad. El cólera se ha cobrado miles de vidas y sigue siendo una gran amenaza para la salud pública. Más del 70 por ciento de la mano de obra está desempleada o subempleada. Sin embargo, muchos de estos problemas ya existían años antes del terremoto.

La Comisión Interina para la Reconstrucción de Haití ha conseguido algunos progresos en la coordinación de los trabajos pero los logros orientados a reforzar la capacidad del gobierno para tomar medidas decisivas a largo plazo han sido escasos. Hoy, cuando el mandato de la Comisión ha expirado, los donantes deben apoyar la creación de un órgano de coordinación nacional que desempeñe un papel estratégico y fomente la colaboración en las labores de reconstrucción..

Oxfam reconoce que las elecciones a principios del año pasado y la confrontación entre el nuevo presidente y el parlamento han dificultado las labores de reconstrucción. Por esto, pide a la nueva administración que lidere la reconstrucción y elabore una política de reasentamiento para las personas desplazadas con un calendario claro. Además, insta a que exista una mayor cooperación con la sociedad civil en la planificación y gestión de este proceso para asegurar que se cubren sus principales necesidades.

Menos de la mitad de la ayuda comprometida 

Hasta ahora, se han comprometido miles de millones de dólares para las labores de reconstrucción de Haití pero las promesas no siempre se han cumplido. Según estimaciones de la ONU, de los 4.600 millones de dólares comprometidos por los donantes en 2010 y 2011, sólo se había entregado el 43% de los mismos a finales de septiembre de 2011.

Con un 70 por ciento del presupuesto del gobierno de Haití dependiendo de la ayuda al desarrollo, el apoyo de los donantes es vital para que el nuevo ejecutivo cumpla con su promesa de abordar los problemas más urgentes.

“Los donantes deben permanecer en Haití y cumplir con las promesas que hicieron al país. La impaciencia por la lentitud en la reconstrucción no puede interponerse en el camino de las personas que más lo necesitan, aquellas que no tienen acceso a servicios básicos ni oportunidades para un futuro mejor. Tenemos que trabajar conjuntamente y mantener nuestros compromisos a largo plazo con el pueblo haitiano", ha apuntado Millán.

Más información

Descarga el informe: Haití: El lento camino hacia la reconstrucción. Dos años después del terremoto

Terremoto en Haití 2010

Notas a los editores

Contacto para medios

  • Ana Arendar: +509 3701 8515
  • Peleg Charles: +509 3701 4933