Oxfam alerta del riesgo de epidemia en Mozambique tras las inundaciones

Más de 117.000 afectados y 40 muertos es el desolador balance que ha dejado el paso de la tormenta tropical Dando y el ciclón Funso en Mozambique desde el pasado 18 de enero. La primera golpeó las provincias sureñas de Maputo, Gaza y Inhambane Dos días después, la fuerza del ciclón Funso dejó su huella en el norte y centro del país, principalmente en Zambezia. Ante la grave situación, Oxfam alerta del alto riesgo de propagación de cólera y otras enfermedades relacionadas con agua y saneamiento  y pide una respuesta rápida y coordinada  de los actores humanitarios.

En la zona sur del país, más de 52.000 personas están afectadas por las graves inundaciones provocadas por Dando y miles de casas y  colegios han sido anegados por el agua. Además, las infraestructuras han sido seriamente afectadas. Los daños en la carretera principal que une la capital, Maputo, con el resto de ciudades han provocado problemas de comunicación entre las distintas localidades del país.

Por otra parte, se cifra en más de 65.000 los damnificados en la parte centro de Mozambique por el ciclón Funso, de categoría 4 sobre 5. Los vientos superiores a 200 km por horas y las lluvias torrenciales han dejado un número considerable de casas, escuelas y centros de salud dañados en la provincia de Zambezia, principalmente en la capital,  Quelimane, y  en los distritos de Nicoadala, Chinde, Pebane, Maganja da Costa, Namacura, Gurué y Mocuba.

En este contexto, el riesgo de brotes de enfermedades relacionadas con la mala gestión del agua y saneamiento, como el cólera, es alto  debido, entre otros factores, a la inundación de las letrinas,  a los desplazamientos de la población y la falta de centros de tránsito con infraestructuras de agua y saneamiento adecuadas.

Según Naciones Unidas,  a causa de las fuertes lluvias en toda la región provocadas por Funso, el país permanece en alerta naranja, lo que significa que si se producen más inundaciones, esta vez, provocadas el desbordamiento de los ríos, los recursos deben estar preparados para ser utilizados en caso de que la  población los necesite.

Oxfam y sus socios locales trabajan en agua y saneamiento en Zambezia
 
Oxfam va a centrar principalmente su labor  junto con las organizaciones locales de Kukumbi y la Cruz Roja mozambiqueña  en Zambezia,  una de las  provincias más pobre del país y más afectadas históricamente por desastres como ciclones, inundaciones y epidemias de cólera,  enfermedad endémica en el país africano.
 
En una primera fase, los trabajos se van a desarrollar en las labores de suministro de agua de emergencia, saneamiento y promoción de la salud  en la capital, Quelimane,  y en el distrito de Nicaudala .

Una vez que comience la fase de recuperación, Oxfam y sus socios locales trabajarán en infraestructuras permanentes de agua y saneamiento resistentes a las inundaciones y en la promoción de la salud a largo plazo a través de comités locales y de profesionales sanitarios.

En Mozambique, Oxfam  tiene una larga trayectoria de trabajo con organizaciones locales en las áreas de educación, gobernanza, medios de vida y en la reducción de riesgos en situaciones de desastre. Esta labor se lleva a cabo con Cruz Roja de Mozambique y Kukumbi.   

Notas a los editores

Material gráfico disponible aquí: http://files.zyncro.com/4TaaUP3

Contacto para medios

Contacto para medios en España:

Maria Herranz Gete +34 615 359 401
mherranz@intermonoxfam.org