mujeres trabajadoras

mujeres trabajadoras

La hora del cambio

Con este informe, Oxfam lanza una nueva campaña con la que quiere denunciar las causas profundas de la explotación que se da en las cadenas de suministro de los productos alimentarios, así como movilizar a personas de todo el mundo para que contribuyan a acabar con dicha explotación, centrándose en primer lugar en el papel que desempeñan los supermercados.

Millions of people who produce and process the food we buy are working in inhumane conditions and struggling to feed their families. We can change this and end the human suffering behind our food.

Acerca de la campaña

¿Sabías que hay trabajadores en barcos pesqueros del sudeste asiático que trabajan hasta 14 horas al día, 27 días al mes, por tan solo 0,50 dólares la hora? Si rechazamos aceptar que el sufrimiento humano sea un ingrediente de los alimentos que consumimos, podemos acabar con las condiciones inhumanas en las que viven y trabajan estas personas.

Premiar el trabajo, no la riqueza

La riqueza extrema de unos pocos se erige sobre el trabajo peligroso y mal remunerado de una mayoría. Los Gobiernos deben favorecer la creación de una sociedad más igualitaria a base de dar prioridad a los trabajadores y a los pequeños productores agrarios en vez de a los más ricos y poderosos.

Con el apoyo de Oxfam, las productoras miembro de la cooperativa Tuzamurane cultivan y venden piñas, y ya no viven atrapadas en un círculo vicioso de falta de ingresos.

"Tuzamurane": productoras de piña de Ruanda trabajan juntas por un futuro mejor

Casi un tercio de los hogares que dependen de la agricultura están encabezados por mujeres. A pesar de ello, tienen escaso control sobre la venta de los cultivos. Con el apoyo de Oxfam, las productoras de la cooperativa Tuzamurane cultivan y venden piñas, y ya no viven atrapadas en un círculo vicioso de falta de ingresos.

Hoan trabaja empaquetando camisetas y camisas para su exportación en la fábrica textil Tinh Loi, en el norte de Vietnam. Su jornada laboral supera las 62 horas a la semana y cobra aproximadamente 1$/hora.

¿Por qué hay más mujeres que hombres pobres en el mundo?

A pesar de algunos importantes avances a lo largo de los últimos años, no hay ningún país en el mundo en el que haya igualdad económica entre hombres y mujeres. Necesitamos una economía humana que beneficie tanto a hombres como a mujeres, y que esté al servicio de todas las personas, no sólo de las élites.

Manuel produce cacao en su parcela. Foto: Oxfam en Bolivia

Bolivia: Cacao que cambia vidas

Aunque pocos lo sepan, el cacao tiene alta relevancia en Bolivia. La superficie existente en su forma silvestre alcanza aproximadamente a 12.000 hectáreas, abarcando principalmente los departamentos de Pando y Beni.

Páginas

Subscribe to RSS - mujeres trabajadoras