La trampa de la austeridad

El verdadero coste de la desigualdad en Europa

Descargar

Los programas de austeridad europeos han desmantelado los mecanismos que reducen la desigualdad y hacen posible un crecimiento equitativo. Con el aumento de la desigualdad y la pobreza, Europa se enfrenta a una década pérdida. Si las medidas de austeridad siguen adelante, en 2025 entre 15 y 25 millones de europeos más podrían verse sumidos en la pobreza.

Oxfam lo sabe porque ya ha sido testigo de situaciones similares. Existen claras semejanzas entre estos programas de austeridad y las ruinosas políticas de ajuste estructural impuestas en América Latina, el Este Asiático y África subsahariana en las décadas de 1980 y 1990. Estas políticas fueron un fracaso; un tratamiento que pretendía curar la enfermedad matando al paciente. Esto no debe repetirse.

Oxfam hace un llamamiento a los gobiernos europeos para que abandonen las políticas de austeridad, y a cambio opten por la senda de un crecimiento inclusivo que favorezca a las personas, las comunidades y el medio ambiente.

Principales recomendaciones

Los gobiernos europeos deben:

  • Invertir en las personas y el crecimiento económico: dando prioridad a un programa de estímulo económico que fomente las inversiones y reactive el gasto de capital, centrándose en la creación de empleo y protegiendo los presupuestos de ayuda oficial al desarrollo, tanto de la Unión Europea como de sus Estados miembros.

  • Invertir en los servicios públicosgarantizando una educación pública, universal y de calidad para todas las personas; protegeiendo la atención sanitaria pública, universal y de calidad, y desarrollando sistemas de protección social que permitan a los más vulnerables vivir con dignidad y salir de la pobreza.

  • Fortalecer la democracia institucionalfomentando una mayor participación de todos los actores en los procesos democráticos; garantizando una mayor transparencia y rendición de cuentas en los procesos políticos y fortaleciendo la democracia en el ámbito laboral, mejorando la representación de los trabajadores y generando oportunidades que permitan la propiedad compartida de las empresas.

  • Desarrollar sistemas fiscales justosllevando a cabo reformas fiscales progresivas, que incluyan impuestos a la acumulación de riqueza y una Tasa sobre las Transacciones Financieras; haciendo frente a la evasión y elusión fiscal, mejorando la transparencia y el intercambio de información financiera y desarrollando nuevas leyes internacionales sobre fiscalidad que incluyan los paraísos fiscales.


Estudios de casos de países

Los siguientes estudios hechos en diferentes países ponen de relieve las conclusiones de este informe:

Alemania

España

Francia

Grecia

Irlanda

Islandia

Italia

Países Bajos

Portugal

Reino Unido